¿Cuál es la diferencia entre la cosmetología y la cosmiatría?



Vivimos en una era en la que la belleza se ha convertido en un factor muy importante en nuestra vida diaria. Por tanto, las ocupaciones relacionadas con el cuidado facial y la enfermería son cada vez más frecuentes. La cosmetología y la cosmiatría son algunas de estas profesiones, y aunque te puedan parecer lo mismo, no lo son. Recuerda que puedes formarte con nuestro Curso de Cosmetología.

¿Qué es la cosmiatría?

Cuando hablamos de cosmiatría nos referimos a la disciplina profesional que se encarga de los cuidados cosméticos y estéticos en pieles sanas y enfermas. La cosmiatría es la especialidad que emplea diferentes protocolos de profundidad biológica para obtener mejoras en las patologías tratadas, mantener la belleza y la juventud de la piel del paciente, ayudando también a mejorar su calidad de vida.

¿Qué es la cosmetología?

Generalmente se piensa que se trata de un sinónimo de cosmiatría. Ambas profesiones tienen relación con la belleza y los tratamientos de la piel, pero se diferencian en que la cosmetología solo puede ocuparse del tratamiento de la piel sana, mediante técnicas y productos cosmetológicos, y la cosmiatría es capaz también de tratar las patologías de la piel enferma. Un profesional que se dedique a la cosmetología se encarga de los cuidados estéticos del rostro y cuerpo, del aseo, el rejuvenecimiento y el embellecimiento de la piel con el fin de mantenerla sana.

Diferencias:

A diferencia de la Cosmetología, la Cosmiatría nace como una manera de atender los requerimientos de los dermatólogos que necesitaban de una asistencia en la aplicación de tratamientos postoperatorios.

Otra de las diferencias es que la cosmetología solo trata la piel sana y se encarga de sus cuidados estéticos, mientras que la cosmiatría puede tratar también las pieles enfermas. El cosmiatra es un profesional que está altamente capacitado para emplear los productos y tratamientos estéticos requeridos por sus pacientes y es una profesión que requiere de constante actualización por parte del especialista.

Cosmetología:

Se encarga del aseo, embellecimiento y salud de la piel.

  • Su aplicación es básica a través de faciales, corporales, masajes y cabinas.

  • Los puntos que debe potenciar una cosmetóloga son la vista, el olfato y el oído. La vista y el oído es importante para tener un lugar armonioso, lleno de energías. El olor es un elemento clave como difusor para otorgar un ambiente de tranquilidad.

  • En las cabinas o lugares de trabajo debe haber cuarzos, flores, velas, madera, una cascada o fuente.


Cosmiatria:

  • Se encarga de agrupar todas las técnicas cosméticas para diagnosticar, tratar, cuidar y mantener la piel sana y piel con alguna patología.

  • Se preocupa por darle solución a los problemas cutáneas y del cuerpo buscando mejorar y corregir defectos de una forma más ligera.


 

¡Se un profesional de la belleza!

Noticias relacionadas

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipiscing elit, sed eiusmod tempor

INSCRÍBETE AQUÍ

Carrión - Icono Whatsapp Carrión - Icono Messenger